domingo, 26 de abril de 2009


No elimines, transforma.

Ordena lo que has desordenado.

No te apropies de nada ni nadie.

No te dejes impresionar por personalidades fuertes.

No conserves objetos inútiles.

Come y duerme lo necesario.

No te adornes con ideas ajenas.





Cesa de autodefinirte.

8 comentarios:

autZima dijo...

excelente! aplicable en todo sentido

polvo de menta dijo...

para que tantas cosas, si asumirse es lo mas chingon

gOmita de naRanja dijo...

ajá, y los alfajores, túu????? eh, eh ehhhh

*Caleidoscópica dijo...

se lee tan fácil

checo_motoneta dijo...

pero requiere gran esfuerzo? jeje kareli pare comercial de la cfe

creo que en 90% soy antgonico a esas letras..

Sender Eleven dijo...

Ya decia yo que todo lo hacia mal.

JAN dijo...

demasiados Noossss
no
no
noo
yo me robo las palabras que leo en los libros, ¿quien no lo ha hecho? duermo de más
eso si: no me apropio de nadie, por qué no me gustaría algo así para mí... por eso no me gusta el cielo que siempre está sino lo de vez en cuando...
buen blog, me intrigas, estare pasandome seguido... XOX

green structure dijo...

simon la destrucción de todo es el unico remedio... ya despues vemos...a!,. NO, transformación dices.., es ke no entendí saludos compadrito!